Miel Orro

El año pasado la carrera en la que me di cuenta de que no podía continuar la progresión geométrica barriguil. Este año la prueba en la que podía haber hecho un buen puesto, pero una columpiada me sacó de carrera (de hecho se me fue a 19.5Km y 680mDa+ en 2h40min… cuando podían haber sido 30min menos sin problema). Pero aún así el Trail de Orientación de Orro tiene cosas que me encantan.

Apura que llegas

Lo del otro día en la carrera de orientación de Casa de Sixto (una casa rural en Paderne), que es en formato tipo rogaine con un máximo de 3h, y con su penalización/descalificación si te pasabas, fue lo que podríamos denominar… «algo ceñidito». Y gracias a los últimos 500m de jadeos e intentos de autoconvencimiento, porque la cosa estuvo ahí ahí. Pena que la recolección de balizas no fuese la adecuada, porque desde luego el tiempo lo ajusté bien :-).

Foto de Paula Naya, compartida aquí.

Ponteoribike 2018

Aunque uno esté en fase rounded shape (aka estado de forma deplorable), cuando se organiza un campeonato de España al ladito de casa, en este caso el Ponteoribike 2018 CEMTBO por parte del club AROMON, hay que aprovechar la oportunidad. Aunque de antemano se sepa que el resultado deportivo no va a ser satisfactorio, por lo menos son horas en el monte. Fueron tres las carreras durante el finde:

  • El sábado por la mañana la carrera larga, en el mapa del Xiabre sur. En mi categoría de primeros vejetes, 13 balizas que te hacían irte por encima de los 20km y los 700mDa+… con un trazado tipo asterisco que te hacía volver varias veces al código 43 de marras. Sudé.
  • Por la tarde, con una especie de bochorno, la prueba sprint en el mismo mapa pero en versión 1:10000 (los otros eran 1:15), y con salida en masa tipo Le Mans. fueron 11 los controles, desperdigados por la zona del encoro do Con y de Castroagudín, en unos 9km y 300m de desnivel, pero la media salió la misma de la mañana, porque no podía con el alma. Fundí.
  • Al día siguiente faltaba la distancia media, que fue en el mapa del Pontillón do Castro. Llovía, hacía algo de frío, estaba reventado y medio de bajón. Así que las 20 balizas, por una zona además conocida para mí, se me hicieron eternas, y hasta me jodía el barro que en otras ocasiones tanto me mola. Que no fue tanto (me salieron 12km y 600mDa+), pero tanto la media como la concentración y las sensaciones fueron de mierda. De hecho acabé medio malito, y con catarro a la vista. Gripé.

Este vídeo resume un poquillo este Campeonato de España (e Ibérico Femenino):

Bici-orientaciones por Galicia

Hay que aprovechar que todavía está en vigor la licencia FEDO 2017, así que últimamente estoy yendo a todas las pruebas de orientación que puedo. Y también de bici-orientación: liga nacional en Pontevedra (mapas de Ermelo y la Escusa), liga gallega en Guitiriz (dos pruebas) y en el Xalo (otras dos… aunque a la segunda, que tenía cuarentena, casi no llego por quedarme dormido). La verdad es que mola. ¡Quiero más!